Escudo Oficial

Pregón de Fiestas San Lorenzo 2013

Pronunciado por D. Miguel Ruano Vacas


Presentador

nº 1

Juan Andrés

(imagen)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Buenas noches, amigas y amigos:

Si alguien no me conoce, me llamo Juan Andrés y voy a tratar de exponer lo que fue en su día el TELECLUB.

Este movimiento surgió en los años 60 y entiendo que quiere decir, jóvenes que se reúnen y hacen actividades en torno a un televisor. (En reportajes del “NODO” se sigue oyendo con frecuencia este término).

En la Zarza nos hacemos eco de todo esto y comenzamos las actividades en el edificio de la Hermandad (detrás de la Iglesia). Posteriormente el sacerdote nos cede la “Casa del Cura” donde estamos situados. Poco a poco, por las noches después de nuestros trabajos en el campo la vamos acondicionando. 

El momento cumbre creo que fue cuando el antiguo Ministerio de Información y Turismo nos concede el televisor, el tocadiscos, los libros, aquel inmenso magnetofón que necesitábamos dos personas para moverlo y media hora para ponerlo en marcha, ¿os acordáis? Luego nos pasábamos las horas asombrados oyendo nuestras conversaciones.

Los lunes llegaban dos periódicos, el “AS” y el “PUEBLO”. ¡Que ilusión poder leer la crónica de los partidos de fútbol y las noticias del mundo!

 El EQUIPO DE FUTBOL: Aquí quiero hablar de LUIS, él fue el fundador, presidente, entrenador, jugaba de extremo izquierda. En su corral, donde ahora está el bar teníamos la sede del club y en su coche, un Renault 4 íbamos el equipo entero. En las cuestas teníamos que bajar unos pocos. Una vez nos paró la Guardia Civil, no se si nos multaron o se echaron a reir. “Gracias Luis, por todo aquello”. El mayor éxito del equipo fue ganarle en una ocasión al Vitigudino.

 También se celebró la primera carrera a pie de La Zarza. El ganador fue José Carlos (sobrino de Dolores), segundo Salustiano “Salus” que  también era la figura del equipo de fútbol, él y su hermano Casimiro, el portero,  “dos grandes deportistas”.

El equipo de fútbol femenino que llegó a jugar en el antiguo campo del SALAMANCA que se llamaba “ El Calvario”

 En la cultura cabe destacar:

 1.- El teatro dirigido por aquel entrañable médico de Masueco; Don Antonio, muy aficionado al género.

 2.- Las clases desinteresadas de cultura general que nos daba Doña EVA. ¡Cuanto nos enseñaste, doña Eva!

3.- Aquellos debates de los sábados sobre temas de actualidad. Previamente elegíamos a uno para que lo preparara y desarrollara.

4.- La elección de la Reina de las Fiestas, tarea muy difícil, tremendamente difícil, todo por la gran cantidad de mujeres hermosas que hay en  La Zarza. 

5.- Los bailes sobre el frío suelo de piedra del portal de entrada con la música romántica de los 70. Con ella experimentamos los primeros roces de nuestros cuerpos.

6.- También quiero destacar aquel concurso sobre cultura y desarrollo  de los pueblos de la provincia que se celebró en Salamanca. Cinco jóvenes de la Zarza se presentaron y ganaron el PRIMER premio, ellos fueron: ANDRES, MIGUEL, PEPE, EUGENIO y quién os habla. Los premiaron con viajes por Málaga y Palma de Mallorca.

Ya termino dirigiéndome a Don Miguel y Doña Eva.

 Quiero deciros que vuestras palabras, vuestros consejos y las cosas que nos enseñasteis nos han acompañado durante el resto de nuestras vidas.

En nombre de aquellos jóvenes de mi pueblo en general y del mío propio, “muchas gracias”.

Y no me puedo olvidar de los que ya no están con nosotros. ¡Amigos, allá donde estéis hoy más que nunca nos acordamos de vosotros y, a sus familias el más fuerte abrazo!

Paso la palabra a mis compañeros. Buenas noches.


Presentadora

nº 2

Angelines

 

 

 

 

 

Sería interminable, como dice Juan Andrés, recordar todos aquellos cambios que supuso la llegada de D. Miguel a nuestro pueblo. Empezando por cambiar la casa del cura por un Teleclub. ¡Casi na!,  para la época.

 Y todo lo que vino después: Deportes, teatro, música, viajes, concursos, etc.  Un ambiente que no solo involucró a jóvenes, también contagió a los mayores, a nuestros padres, que asistieron a cursillos en Salamanca.

Han preparado una exposición de fotografías de aquellos años que nos van a evocar y refrescar recuerdos, quizá algunos olvidados. Os la recomiendo. No os la perdáis.

Luis, tienes la palabra…


Presentador

nº 3

Luis Martín

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Solamente añadir que hoy es un día grande para los zarceños. Hoy nos sentimos felices de recibir a  D. Miguel, añorado párroco de la Zarza.  ¡Qué gratos recuerdos! Estuvo  sólo seis años en nuestro pueblo, ¡pero qué años! y ¡qué fructíferos! Nadie los ha olvidado.

Los más jóvenes habrán oído hablar mucho de aquella época y de aquel cura que no conocieron; pues esta noche lo tenemos aquí.

Además quiero recordar a dos seminaristas, Ángel y Amador que nos enseñaron a ver las cosas de una manera distinta. Y como no, a Doña Eva, que sin duda fue la que más trabajó.

En nombre del ayuntamiento y de todo el pueblo quiero dar las gracias, especialmente a D. Miguel por haber aceptado la invitación y estar aquí con todos nosotros.

De verdad, muchas gracias D. Miguel por esos seis años que tanto influyeron en nuestra manera de ver las cosas

 Con todos vosotros:  Don Miguel Ruano Vacas


 

PREGÓN de D. MIGUEL RUANO

 

             Hace casi 40 años que dejé atrás estas tierras, por esas cosas del destino y nunca pensé que, tanto tiempo después, volvería a encontrarme,- gracias a vuestra generosidad y a vuestro recuerdo-,  con el pasado, que es hoy presente, para revivir ese tiempo transcurrido en esta tierra, en este querido pueblo de Zarza de Pumareda, que siempre ha ocupado un lugar especial en mi corazón.

 Giorgio Pasquali decía " Quien no recuerda no vive"… Y yo recuerdo.

Pasear por estas calles, las mismas, que me acogieron hace tanto tiempo, cruzarme con los que he compartido momentos entrañables de mi vida, echar en falta muchos rostros, descubrir otros… recordar, recordar tantos encuentros, tantas historias compartidas, tantos momentos…

            Aquí estoy respirando un aire cargado de historia, de emociones,  de recuerdos.

Excelentísimo Sr. Alcalde y miembros de la Corporación Municipal, Pueblo de Zarza de Pumareda

Gracias por invitarme, gracias por este reencuentro, por vuestro recuerdo y vuestro cariño.

Una vez más el momento ha sido caprichoso y el azar ha hecho que, el que os habla, tenga la difícil misión de recordaros que San Lorenzo está ahí, a la vuelta de la esquina. De que llega fiel a la cita como cada año, de que está aquí para que lo celebremos.

 Vivencias, recuerdos, sonidos, olores, reflexiones… son muchas las cosas que se me vienen a la mente. Un conjunto de sensaciones que desde aquellos años que pasé entre vosotros siempre han formado  parte de mí, y que os debo a los que vivisteis intensamente aquel tiempo conmigo; hicisteis que fuera y me sintiera siempre,  uno más, entre vosotros

La plaza se engalana, brilla el sol, los niños juegan felices en la calle, los vecinos se saludan, se reencuentran han venido para la fiesta, como una cita que se procura respetar, una ocasión para recordar, para atesorar un poco de felicidad hasta el año próximo.

Y es que vivimos tan apresuradamente, tenemos tanta prisa en nuestra vida diaria, vamos tan rápidos, que necesitamos frenar alguna vez, tomar aliento, respirar hondo ese aire que nos recuerda otros días cuando el tiempo parecía ilimitado, inacabable y es en esos momentos como el de hoy, como el de estos días que se acercan cuando todo se para, se serena y nos reencontramos. Y nos damos cuenta de que aún tenemos tiempo, de que han pasado muchas cosas,   pero sabemos con certeza que lo más importante aún está por llegar.

Zarza, un año más, vuelve a ser San Lorenzo.

Sus calles, sus esquinas… La gente observa, alza sus ojos, recuerda; son muchos los que han vuelto, a los que San Lorenzo ha rescatado de la distancia y los ha llamado junto a los suyos.

Y a modo de reflexión, mientras observo, vuelvo a recordar las primeras palabras con las que comencé este pregón: las raíces.

Un periodista y autor estadounidense, Hodding Carter, dejó para la historia una de las reflexiones que más me han hecho pensar estos últimos días:

 “Solamente dos legados duraderos podemos aspirar a dejar a nuestros hijos: uno, raíces; el otro alas”.

Pensad que San Lorenzo no debe de ser “una simple anécdota” en el recorrido propio del tiempo, algo que se repite cada año y nada más.

Es un gran recuerdo, una magnífica celebración,… pero es, en definitiva, la expresión más clara de que Dios se implica hasta las últimas consecuencias, en el ser y en la historia de cada uno de nosotros.

Por todo ello, hagamos un año más, que en nuestras raíces cale con fuerza su mensaje y la forma de celebrarlo; pero también pensemos que es parte del legado que tenemos que transmitir a todos aquellos que nos sucederán en el tiempo, a nuestros hijos,  a nuestros nietos, a los que nos sucederán.

Mi humilde presencia hoy, es una manifestación de esto, aquellas raíces, que se fraguaron hace tantos años, en el Teleclub (conservo mi carnet, era el numero 59 y os leo el lema: " trabajar, divertirnos y formarnos, para que unidos , construyamos en Zarza una comunidad familiar)  y el Plantel  que Juan Andrés, Angelines, y Luis han manifestado, y que  se han transmitido de generación en generación, boca a boca,  para vosotros los más jóvenes, muchos habréis oído hablar de mí, otros no, la mayoría nunca nos hemos visto.                                     

Sabed que lo que os han contado no fue obra  de este cura, que un sábado 5 de octubre de 1968 llegó asustado a este pueblo, en el que me acogisteis con los brazos abiertos y en el que no parasteis hasta hacerme sentir en casa.

Fue el trabajo, la ilusión de estos que eran un poco más jóvenes, yo también lo era, a los que veo aun con aire juvenil que siguen contagiando entusiasmo y ganas de hacer cosas por su pueblo.

“Que en este año del Señor de 2013”, Zarza un pueblo cargado de historia deje paso, cómo no, a que fluya por sus venas y sus raíces un hecho clave en la historia y que sepa transmitir, a sus hijos, un legado en el que las fiestas de San Lorenzo sea también parte de su propio ser.

Que ellos, a la hora de expandir sus alas, sepan también vivirlo y transmitirlo, y que todos los que hoy estamos disfrutando de este momento, pensemos que, en nuestras manos, está el vivir y transmitir “ALGO QUE ES MUCHO MÁS QUE UNA TRADICIÓN”.

Si yo estoy aquí, ante vosotros, aunque la mayoría no me conozcáis, aunque solo os suene el nombre de D. Miguel, un cura que hace 40 años pasó por aquí y que animó entre los jóvenes y mayores la alegre concordia del vivir unidos, si estoy aquí es porque algo de aquello echó raíces, creció y se ha multiplicado

Y de aquello viene todo esto. Por eso termino con la frase del pensador que dice QUIEN NO RECUERDA NO VIVE

RECORDAR ES VIVIR  y yo he vivido desde el 68 con vosotros en mi corazón y en mi recuerdo. 

He Dicho. Muchas gracias  y me marcho muy feliz de haber estado aquí. Vivid y haced vivir la alegría de la Fiesta de San Lorenzo 2013.

Zarza 8 de agosto de 2013

Navidad 2013   (Felicitación)

Inicio       Pregones anteriores:     2010  /  2011   2012  /  2013 /  2014 /     + de D. Miguel